¿Miedo a Emprender?

Dejemos el miedo a un lado…

Olvídate del miedo a emprender algo nuevo, del miedo a emprender un negocio, porque cuando hablamos de emprendimiento, uno de los principales ingredientes definitivamente es el riesgo. Y si, es una palabra que escuchamos a menudo, de todos aquellos que se han lanzado al ruedo con sus ideas y sus proyectos y han triunfado.

El riesgo es solo una posibilidad que está en nuestra mente.

Una posibilidad es una idea, o sea, es algo que puede pasar pero no ha pasado aún. Así que inicialmente, un riesgo se crea solamente en nuestra mente, es un pensamiento.

Hay riesgos que son inminentes, por ejemplo, si no sé manejar y me voy en un carro a toda velocidad por una autopista, hay altísimas probabilidades de que tenga un accidente. Este tipo de riesgos son irresponsables e innecesarios y suelen ocurrir cuando no me he preparado o entrenado para algo y luego lo hago, lanzándome a unas obvias consecuencias desastrosas.

O que tal esta… Aquí va uno aún más interesante: Quiero emprender, pero no defino mi nicho, ni aprendo sobre el negocio primero, y entonces me endeudo para montar mi empresa y lo más probable es que no funcione. Yo no tomé el riesgo de ser emprendedor, tomé el riesgo de ser emprendedor sin entrenarme, y esa es la razón de mi fracaso.

El miedo a emprender tal vez sea la principal razón por la que muchos de los emprendedores no se lanzan a la apasionante aventura de emprender y convertir su pasión y su visión en una realidad.

Te invitamos a lanzarte a tu emprendimiento, que te sientas bien con lo que haces y en ese andar hacia el éxito, que lo disfrutes.

“Hazlo, y si te da miedo, entonces hazlo con miedo”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.